2008_09_14 – Expo Zaragoza, historia de un sueño, historia de una realidad II

Expo Zaragoza

PARTE II. HISTORIA DE UNA REALIDAD

Pasó el día 14
Tal y como se comentó en su día, en esta segunda parte de la historia de la AO2008EXPO tendrá una especial importancia el lado humano de la actividad. Por ello es de justicia decir que, una vez comenzada la Expo, inaugurada con una gran difusión por los medios de comunicación, estando toda Zaragoza contagiada de un aire festivo, los radioaficionados, y en especial los que llevábamos trabajando desde hacía un año por nuestra presencia allí, estábamos ciertamente desanimados.

Hubo momentos en los que se consideró la posibilidad de abandonar, que surgió la idea de que no merecía la pena tanto esfuerzo, tanto tiempo, tantos desengaños.

Una vez que fue inaugurada la exposición fue casi imposible establecer comunicación con quienes eran nuestro “punto de contacto” en la organización de la Expo por lo que veíamos que las posibilidades de cumplir los objetivos se iban desvaneciendo. Los números de teléfono que se tenían ya no existían, habían cambiado, y costó hacerse con los nuevos. Los correos electrónicos rara vez eran respondidos, pero se insistía. Cada día se deseaba, se soñaba, no ya con el documento de colaboración, eso ya hacía días que lo habíamos descartado, simplemente con la autorización por parte de la organización para estar ahí y, por otro lado, con que la ubicación designada fuese desalojada.

Pero era en esos pocos momentos de desánimo cuando el espíritu del radioaficionado aparecía en forma de presencia, de apoyo, de saber que había muchos colegas que estaban ahí, esperando, ofreciendo la ayuda necesaria o simplemente con una frase de ánimo que, en momentos como el que se está narrando, realmente reconforta.

El permiso llegó el día 2 de julio. En esa fecha fue cuando Expo autorizó a los radioaficionados, a través del CARE-2008, a poder utilizar las instalaciones anteriormente comentadas.

Fue en ese momento cuando se pudo empezar a trabajar en varias direcciones. Entre otros aspectos ya se podía finalizar el trabajo burocrático empezado hacía meses.

Con ese documento ya era posible poder acceder a la azotea del edificio para tomar medidas reales de la misma y poder ubicar las antenas. En este aspecto hay que señalar que había que garantizar un impacto visual mínimo y no efectuar ninguna obra civil en el edificio.

Con las medidas tomadas se pudieron completar los cálculos, planos y demás información que aparecía en la imprescindible Memoria Técnica Descriptiva que estaba esperando ser finalizada para presentarla en la Inspección de Telecomunicaciones de Zaragoza. En este capítulo hay que reconocer una vez más la profesionalidad, la paciencia y la predisposición de todo el personal de la Jefatura Provincial perfectamente representados por su jefe provincial.

A la vez se estaba solicitando el obligado seguro de antenas para lo cual fue clave el personal de URE que lo gestionó, una vez que se disponía de los datos concretos de la instalación, de una forma rápida y eficaz.

Todos los permisos: adelante
Aunque estos pasos se realizaron de forma rápida, no fue hasta mitad del mes de julio cuando se pudo empezar el montaje (una vez aprobada la memoria y autorizada la instalación de la estación).

El equipo de trabajo, a partir del día 14 de julio, se presentó como lo que era, un gran equipo, perfectamente sincronizado, con las tareas a realizar perfectamente establecidas y sabiendo cada uno que es lo que tenía que hacer, y se hizo bien, perfecto.

Surgió un pequeño problema que luego se convirtió en una de las mejores anécdotas de la aventura. En el momento que nos hicimos cargo de la habitación, el aire acondicionado de la misma dejó de funcionar. Algún cable debió de ser desconectado en algún punto cuando desconectaron los sistemas audiovisuales y los técnicos de mantenimiento no encontraban solución. Cuando intentaron arreglarlo, casi se les cae el techo encima debido a la, digamos, que poca fiabilidad de la construcción. Se optó por dejarlo estar ya que, la verdad, el problema era mínimo pues con el frió que venía de las zonas cercanas era suficiente pero, en vez de aire frío, teníamos en el centro de la habitación una gotera. Y no una gotera cualquiera, era una gotera “caprichosa” ya que la gotita caía donde le venía en gana, pero siempre en el centro de la estación. Los comentarios eran de lo más divertido. El que se llevó el premio fue… “¿No es la Expo del agua?… Toma, agua “. El primer día estábamos con la fregona recogiendo el agua del charco que se formaba, en especial al principio de las operaciones por la mañana. La verdad que nos resistíamos a colocar un cubo en mitad de la habitación. Solución: se “consiguió” y colocó allí una papelera muy elegante en cuya parte superior se dispuso un jarrón con un bambú. Esa planta fue nuestra mascota, nuestra compañera.

Expo ZaragozaEn tiempo record se tenían montadas las antenas, discretas, humildes, pero luego se demostró que efectivas y, lo que era muy importante, cumpliendo una vez más con nuestro compromiso, por nosotros no iba a quedar (mínimo impacto visual y sin ningún tipo de obra). Se instaló un tramo superior de torreta (afianzada de una forma muy sólida, segura e ingeniosa a una estructura del edificio), un mástil vertical y uno lateral. En dicho sistema se alojaron las antenas: una antena vertical tribanda para (50, 144 y 430 MHz) Diamnod V- 2000, una vertical Cushcraft MA5-V, un dipolo Tagra DDK-40 para 40 y 80, y como antena para el equipo de respaldo un “hilo largo” Diamond BB6V, todo ello, como se ha comentado, con la inestimable colaboración de la empresa Falcon Radio. Por ello, a todo el equipo de Falcon Radio, liderado por Salvador, EA3AVW, nuestro reconocimiento y gratitud.

Como se ha comentado, la torre y los anclajes de las riostras se sujetaron en una estructura anclada a la del propio edificio que garantizaba su solidad, su supervivencia y evitaba cualquier trabajo en el propio edificio. Los cables de bajada discurrían por un conducto que, por suerte para nosotros, se encontraba vacío e iba desde la azotea al falso techo justo por encima de la ubicación. El cable empleado fue Aircell 7 del cual ya teníamos buenas referencias y, a pesar que las tiradas eran cortas, garantizábamos la poca atenuación incluso en UHF. Cada coaxial fue identificado correspondientemente y discurría de forma ordenada por los lugares correspondientes, de hecho se consiguió que no se viese ningún cable.

En paralelo con esta actuación, otro equipo de trabajo instalaba la canaleta para los cables tanto coaxiales como de otro tipo para cumplir con una exigencia que, desde el primer momento, hicimos nuestra: una instalación limpia, ordenada y eficaz, perfectamente documentada y rotulada. Los equipos se empezaban a poner encima de la mesa. Había que buscar una posición que garantizase la ergonomía de la estación y que presentase un aspecto ordenado a la vez que llamativo. Todo ello fue conseguido. Sería de justicia, pero muy largo, nombrar a todos aquellos que aportaron ideas, opiniones, mano de obra, o simplemente compañía, una vez que se empezó a trabajar. Pero eso, a todos, perfectamente dirigidos por el responsable técnico de la estación Roberto, EA2EIE…. Felicidades por vuestro trabajo.

La fuente de alimentación se colocó, con su correspondiente soporte preparado al efecto, en la parte inferior del tablero de la mesa, junto con las regletas distribuidoras de corriente alterna y canaletas adheridas al tablero para los coaxiales, otra para las alimentaciones de alterna y otra tercera para tensión continua y cables de control y datos.

Sobre la parte superior de la mesa de “operaciones”, la famosa mesa viajera (ahora veremos el porqué de esta denominación), se colocaron los equipos que, como también se ha dicho, fueron cedidos por Proyecto 4. Una vez más (y las que hagan falta), hay que agradecer a todos los, ya amigos, que forman la empresa Proyecto 4 (en especial a Alfonso y David) ya que, sin su colaboración, predisposición y apoyo, el poder disponer de una estación completa, moderna, efectiva y sobre todo, dando una buena imagen de los radioaficionados, no hubiese sido posible. Con este detalle se cumplía otro objetivo marcado.

Hablando de la mesa, una de las anécdotas dignas de recordar (entre otras muchas) es la ya comentada “mesa viajera”. Cuando nos hicimos cargo de la habitación y antes de instalar los equipos en ella, vimos que a la entrada de la misma habían colocado una mesa y varias sillas. Nuestra ilusión (por lo de ilusos) nos hizo pensar que la organización las había colocado allí para nuestro futuro uso por lo que las metimos dentro. Al día siguiente estaban fuera otra vez… Este ir y venir se repitió varias veces hasta que averiguamos que no eran para nosotros sino que estaban allí porque se usaban en algunos momentos para acreditar personal en la Expo. Sin entrar en detalles, y al ver que Expo no aportaba ni siquiera el prometido mobiliario, no nos quedó más remedio que “adaptarnos y emplear nuestro ingenio”. Como resultado, ya teníamos mesa, mejor dicho, mesas (y sillas) y con el nombrado ingenio las mesas iban a tener dificultades si querían salir de allí.

Expo ZaragozaHablábamos de los equipos; la verdad que, en su día, se tuvieron dudas en varios sentidos. Había que conseguir un equilibrio entre sofisticación, modernidad, imagen y facilidad de manejo ya que se esperaba que fueran bastantes los operadores que iban a estar a los mandos de los equipos.

Se barajaron varias posibilidades pero, tras una breve conversación, los amigos de Proyecto 4 dieron con el clavo. Fue en el Mercaham cuando se decidió el tema de equipos y se encontró uno que reunía todos los requisitos, era moderno, sofisticado, elegante y, sobre todo, fácil de manejar: El Yaesu FT-950, ese fue el elegido como equipo principal de la estación. Solo pedimos un par de favores más. El primero, y por si acaso, un equipo alternativo, algo que fuese incluso más fácil de usar y que está en los cuartos de radio de muchos de nosotros, un Yaesu FT-897. Este equipo sería usado en el caso que el principal (posibilidad muy remota) fallase o bien, y podía ser lo más normal, que algún operador no se sintiese cómodo con el equipo “principal”.

El segundo de los favores y que una vez analizado lo sucedido resultó ser una buena decisión, fue solicitar la cesión de una Unidad de Manejo de Datos para el equipo principal (DMU-2000). Digo que fue un acierto porque, para todos aquellos que visitaron la estación, poder ver de forma visual en un monitor algunos parámetros del equipo (señales presentes en la banda, calidad de la modulación, etc.) era realmente llamativo y causaba interés y curiosidad.

Al Yaesu FT-950 se le conectaron los correspondientes accesorios para telegrafía y comunicaciones digitales para poder operar en la mayoría de los modos de trabajo. Es este capítulo donde el reconocimiento va a parar a otra de las empresas conocidas por todos nosotros y que tuvo la gentileza de cedernos lo que le solicitamos. Se trata de Astro Radio. De la amabilidad y profesionalidad de su personal, en concreto de Salvador, creo que no hay nada que decir, es por todos conocida.

Tal y como se vio en la portada de la revista del mes anterior, la estación nos quedó muy bien, elegante, avanzada y efectiva, cómoda de manejar.

A estas alturas y siguiendo la planificación del montaje, se necesitaba instalar el sistema informático y fue el único aspecto en el que ese valor que muchos tenemos como esencial, que no es otro que cumplir la palabra dada, se materializó en los ordenadores necesarios, un monitor para la DMU del FT-950 y la conexión a Internet. Por eso es de recibo nombrar en este aspecto al jefe de Sistemas y Comunicaciones de Expo, Sr. Dalmau, que no solo aportó en tiempo y forma lo acordado, sino que nos prestó toda su ayuda personal así como la de su todo su equipo más directo. De la instalación del software necesario se encargaron Miguel EA2BJM y Juan EA2BKH. Se instaló lo básico, lo único que se iba a necesitar para la operación diaria, no se querían complicaciones ya que se intuía que el número de operadores iba a ser elevado y no todos con el mismo nivel en cuanto a manejo de los programas informáticos de aplicación a la radioafición.

Pero no nos olvidemos que el tiempo corría pero, por suerte, ya estaba todo planificado y organizado y por lo tanto, a la vez que se iban cumpliendo objetivos (de montaje por poner un ejemplo) se trabajaba en otros aspectos.

Algo especial
Los que llevábamos el peso de la planificación teníamos una espina clavada y no era otra que no haber estado en el aire en dos fechas señaladas: El día de la Inauguración y el día Nacional de España. Eso ya no tenía solución, por ello necesitábamos algo para compensar, por lo que se empezaron a establecer contactos a muy alto nivel, sí, efectivamente, con la Casa Real.

La verdad que al CARE-2008 le sorprendió poder sentir en primera persona la amabilidad y la profesionalidad de todo el personal del Palacio de la Zarzuela con la que tuvo la necesidad de contactar, muy especialmente a los responsables y los operadores del Centro de Comunicaciones de la Casa Real. Resultado de esos contactos se acordó que el primer comunicado de la estación oficial de la Expo fuese con la Estación de EA0JC.

Como anécdota al respecto se puede decir que en el momento que estaba en la azotea de la instalación junto con Raúl, EA2BRH (que miraba sorprendido), ajustando el dipolo de 40 y 80, se estaba al teléfono con el Palacio de la Zarzuela, coordinando la hora y frecuencia del primer comunicado aunque ya se sabía que no iba a ser posible realizarlo con el primer operador SM. El Rey de España. Se establecería con un operador debidamente autorizado al cual hay que mostrar también nuestro reconocimiento por su buen hacer, su amabilidad y su profesionalidad.

Iba a ser al día siguiente, día 24 de julio, a las 11:30 hora EA. El hecho se hizo saber a Comunicación de Expo y, en esta ocasión, sí respondieron de inmediato. Contestaron que se encargaban de todo, ¿Qué significaba eso?

A los pocos minutos se recibió una llamada de Aragón Televisión para pedir información sobre el evento ya que pensaban realizar “un directo”. Se les dio la información necesaria y ahí quedó la cosa. Lo sorprendente vino al día siguiente. A medida que se acercaba la hora del QSO más y más medios de comunicación iban llegando. Estaban todos: Aragón TV, Aragón Radio, Aragón Press, Radio Popular (COPE), Radio Zaragoza, Atlas, Agencia EFE, emisoras de radio y televisión locales, Heraldo de Aragón, Periódico de Aragón… todos. La verdad que aunque estaba contemplada esta posibilidad, tantas cámaras de TV, fotógrafos, redactores, casi llegó a desbordarnos.

La hora del QSO estaba cerca y la emoción aumentando. A la hora acordada se llamó en 40 metros: “CQ CQ de AO2008EXPO” y casi fue difícil escuchar al corresponsal debido a la cantidad de fotografías que los medios gráficos estaban realizando, pero ahí estaba, con señales de 9 + 30 dB en 7.080, fuerte y claro, respondiendo a la llamada, a la primera emisión de la Estación Oficial de Radioaficionados con motivo de la EXPO de Zaragoza.

El corresponsal, Antonio, operando la EA0JC, contestó a nuestra llamada. La emoción de todos los presentes estaba al límite ya que era realidad ese sueño que se nombraba al principio del artículo. Lo habíamos conseguido, había costado, pero estábamos en el aire y cumpliendo uno de los objetivos marcados en nuestra idea principal: poner a la radioafición en un primer plano de la actualidad, protagonista de un gran evento, y era solo el principio.

El comunicado fue emotivo, las palabras del operador de la EA0JC nos llenaron de alegría y su deseo de éxito fue una premonición, la cosa prometía.

La verdad que nuestro lado más humano salió a relucir cuando aparecimos en las noticias de las 14 horas en Aragón TV, el programa de noticias más visto en Aragón, en la Cadena COPE, en Radio Zaragoza, emisoras de radio que juntas representan el 80% de la audiencia radiofónica, en medios digitales de toda España y, al día siguiente, estábamos en los dos periódicos de la región aragonesa: Heraldo de Aragón y El Periódico de Aragón, eso sin contar la mencionada conexión en directo en la televisión autonómica en un programa de entrevistas con máxima audiencia.

Expo ZaragozaComo hemos dicho que trataríamos dentro de lo posible el lado humano, diremos que, la verdad, te sientes bien cuando te dicen vecinos, compañeros de trabajo, amigos o incluso gente que no conoces (me pasó con un funcionario de Correos al enviar unas cartas, por poner solo un ejemplo) que nos han visto en TV, o en los periódicos o escuchado en la radio, y si no que se lo pregunten a todos los que fueron entrevistados, en especial a Javier EA2BTM.

A partir de ahí, y ya que estamos con los medios de comunicación, numerosas llamadas para concertar entrevistas, todas atendidas (siempre con guión previo) y aun queda alguna por realizar a la hora de escribir este artículo.

Operación diaria
La consigna que se dio, una vez que vimos que Expo apenas apoyaba (solo la ubicación, el permiso y los ordenadores), era que, siempre cumpliendo las normas establecidas para la operación, íbamos a pasar un buen rato, a operar de forma digna, dejando en buen lugar a la Expo (sí… sin dudarlo), a Zaragoza, Aragón y a España y, cómo no, a la Radioafición, pero lo íbamos a hacer divirtiéndonos, pasando un buenos momentos de radio, de charla, de convivencia, de “estar a gusto”.

Para conseguir ese objetivo se organizaron turnos de trabajo del personal que podía (según sus responsabilidades) operar la estación. Para ello se tenía a mano un cuadrante en el que semana a semana se iban apuntando los voluntarios. Había días que se operaba desde temprano por la mañana hasta bien entrada la noche (y si no que se lo digan a Roberto, EA2EIE, nuestro gran operador en CW y a Daniel, EA2BB, las noches que allí han pasado elevando el número de QSO). Otros se abría a las 15:30 hasta las 9 ó 10 de la noche.

La idea estaba muy clara: si en algún momento no se podía operar no pasaría nada, recordemos el Código de Radioaficionado (el radioaficionado es disciplinado) que, por cierto, estaba presente entre los elementos de decoración de la estación.

También se recibían los datos de los operadores disponibles a través del correo electrónico, SMS o la propia radio mediante las frecuencias locales.

La información, día a día, se enviaba a todos aquellos interesados en la operación a través de correo electrónico y del sistema SIAR de José Ramón, EA2BQH, (http://www.personal.able.es/jrhernandezg/ siar/siar.htm), un sistema automatizado de difusión de la información realmente efectivo el cual os invito a probar y utilizar por la facilidad que ofrece para enviar información utilizando nuestros medios, nuestras frecuencias. El de Zaragoza, que se puso en marcha en pruebas para facilitar información de todo tipo, pero en especial de las actividades de radio en Expo, fue bautizado con el cariñoso nombre de “robotija”, de robot y de botijo (por lo de la expo del agua).

Se estableció que hubiese una serie de “responsables” los cuales tenían llaves de la instalación y que apoyarían en lo necesario a los operadores, sobre todo en el manejo de los equipos.

El número de operadores crecía día a día. Tuvimos el placer de contar con los amigos de Huesca que, en varias ocasiones, vinieron a operar la AO2008EXPO. También de Pamplona, de Tudela, de EA3 y EA5, en fin, que junto los operadores locales hacían que, por lo menos en este aspecto, estuviésemos orgullosos y satisfechos, casi….

Digo casi ya que, aunque estaba contemplado y de hecho se esperaba por numerosos antecedentes, algunos operadores locales, muchos de ellos veteranos, por diferentes razones en las que no vamos a entrar, ni siquiera tuvieran unas palabras de apoyo, de estímulo, incluso al contrario, sus comentarios por radio eran de todo menos de apoyo; menos mal que la moral estaba alta, las ideas claras, pero no quita que duela, especialmente de personas que dicen que aman la radio y la radioafición, tienen tiempo libre y no son capaces de poner sus conocimientos, su ayuda física o simplemente moral en una empresa tan importante para todos como era la que estamos narrando.

El lado contrario fue la cantidad de radioaficionados, muchos de ellos no activos actualmente en radio que, mediante correos electrónicos o visitas a la estación, mostraban su apoyo y eso, como dice el anuncio, “eso no tiene precio”.

Hay que pedir disculpas a aquellos que, por motivo de los horarios, fueron a visitarnos y se encontraron la estación cerrada, pero se comprenderá que era imposible estar allí 24 horas al día pero, si se avisaba con tiempo (incluso con solo media hora) el CARE-2008 o algún otro responsable iba de propio y abría la estación.

Tuvimos mucha visitas, todas importantes, pero quisiera destacar, insisto que entre muchas, muchísimas, a nuestro presidente, Diego Trujillo, EA7MK, que vino acompañado de los directivos de Proyecto 4 Alfonso y David, los cuales estuvieron operando el poco tiempo que tuvieron.

También personal de sistemas de Expo encabezados por su jefe y responsables de las diversas áreas (telecomunicaciones e informática). Profesores de la Universidad de Zaragoza, más medios de comunicación pero, e insisto una vez más, lo más importante eran las visitas, la charla animada, con los radioaficionados que por ahí pasaban.

Todos los visitantes se sorprendían de una solución ingeniosa que habíamos encontrado para proteger los equipos ante “agentes externos”. Antonio, EA2GRI, diseñó un sistema que estaba colocado en la mesa, que ya no viajaba, y que permitía colocar sobre la misma una gigantesca tapa metálica que cubría todos los equipos de la estación. De esta forma, una vez cerrada mediante candados situados en cuatro puntos, la “tapa”, si alguien quería llevarse un recuerdo de la AO2008EXPO, tendría que ser en forma de todo el conjunto: mesa, tapa, equipos, cableado, etc., lo cual, a efectos de las cámaras de seguridad que vigilaban y grababan las 24 horas del día resultaría, cuanto menos, curioso y sospechoso.

Otra anécdota curiosa, antes de entrar en más detalles, y ya que hablamos de seguridad, fue cuando nos presentamos a las personas responsables de la misma en el recinto donde estábamos situados y en concreto a una de las vigilantes de seguridad. Ya estábamos preparando las explicaciones para dar a una joven vigilante, responsable de ese turno, de quiénes éramos los radioaficionados y lo que íbamos a hacer cuando nos interrumpió y dijo que ya conocía nuestras actividades ya que ella misma quería ser radioaficionada, que siempre le había atraído nuestro mundo y que en breve se pensaba examinar.

También el responsable de instalarnos la red informática nos conocía ya que su padre era radioaficionado y tantos, tantos que sabían de nosotros. Otros muchos que por ahí pasaban, ya que el resto del edificio era usado para labores del equipo de voluntarios, comentaban que tenían un familiar, un amigo o que ellos mismos eran o habían tenido relación con la radio.

Entre las visitas curiosas, unas jóvenes de nacionalidad china que iban a tener responsabilidad en materia de voluntariado en la siguiente exposición a realizar en Shangai y que mostraron un gran interés por nuestras actividades, por lo que nos hicieron cantidad de preguntas y documentaron en video y fotografía todo lo que allí hacíamos, en especial lo relacionado con comunicaciones digitales.

Una parte importante de la presencia de los radioaficionados en las actividades relacionadas con la Expo, y que se contemplaba cuando se empezó a plantear esta actividad, era la “exteriorización” de todo aquello que se hiciese. Una de las actuaciones en este apartado, muy interesante de cara a cumplir nuestros objetivos, fue repartir gran cantidad de información relacionada con la radioafición en forma de trípticos y números de la revista Radioafi- cionados entre el gran número de voluntarios que a diario se reunían en unas salas contiguas a la de la estación de radioaficionado ya que, como se ha comentado, el edificio en el que estábamos era empleado para todo lo relacionado con los miles de voluntarios (alguno de ellos radioaficionado) que, y hay que decirlo, fueron el alma de la Expo ya que sin ellos nada hubiese sido posible.

Desde el primer momento las operaciones se fueron desarrolladas siguiendo el plan de actuación. La verdad que nos sorprendió lo fácil que era operar, la buena “onda” que existía entre los que allí estábamos y ese era un aspecto del que hemos salido muy contentos.

También curiosa la visita de OK2SPS, que no dudó en ponerse en contacto con nosotros ya que iba a visitar Zaragoza por motivos laborales, acercarse por el QTH de la AO2008EXPO y, aparte de hacernos pasar un buen rato con sus anécdotas y curiosidades, operar la estación y realizar unos cuantos QSO con los que todos disfrutamos.

Sería muy larga la lista de operadores “fijos” o “eventuales” que por ahí pasaron. Todos, realmente todos, lo hicieron de maravilla. Alguno, con los nervios de la responsabilidad de estar al otro lado del “pile-up”, se le hacía difícil el tema del indicativo, en especial los primeros días, pero no supuso mayor problema. Cualquier fallo que se pudiese tener era compensado con el ánimo y entusiasmo que se ponía y, al fin y al cabo, ese era el propósito, ese era el objetivo: pasar un buen rato de radio.

Se intentó trabajar de forma ordenada en todas las bandas y modos de operación posibles. Los modos más empleados fueron CW, fonía, PSK-31 y RTTY, aparte FM en frecuencias locales y repetidores de VHF y UHF.

Fallos, pues alguno hubo, pero es normal en una actividad en la que, solo de operación de radio, se invirtieron muchísimas horas en los 53 días que pudimos estar en el aire.

Se realizaron varios miles de QSO que en este momento, a la hora de escribir el presente artículo, están en la fase de gestión para compilar los diferentes libros de guardia empleados que, por motivos de seguridad, se establecieron.

¿Concluimos la operación?
Habrá quien piense que igual no fueron muchos los cerca de 10.000 QSO realizados, pero lo que sí está claro que cada uno de ellos fue realizado con cariño, sabiendo que, de una forma humilde, estábamos llevando el nombre de la Expo, de Zaragoza, Aragón y de España a todo el mundo y que nuestra afición había sido (y lo seguiría siendo) difundida entre los medios de comunicación. Por ello, los objetivos fijados cuando se planteó la posibilidad de realizar alguna actividad relacionada con la Expo fueron cumplidos y que el colectivos de radioaficionados, los de Zaragoza y todos aquellos que vinieron de zonas cercanas (y no tan cercanas) a apoyarnos, a colaborar, a “estar ahí” ha salido reforzado de esta aventura que se inició en junio de 2007 y que finalizará cuando sea enviada la ultima de las tarjetas QSL. Expo Zaragoza

Aquella idea de Marconi de “vencer al agua” de llevar las comunicaciones a esos lugares donde vía cable no llegaba al estar el mar por medio, y por lo tanto, ya que de alguna forma la radioafición nació de aquella necesidad de vencer la gran dificultad que presentaban las grandes masas de agua, esa idea, nos ayudó a vencer todas las dificultades, todos los problemas que día tras día surgieron y que con el tesón que nos caracteriza, pudimos hacer que, lo que en su día nos parecía un sueño, al final se cumpliera. Hay que reconocer al artífice que consiguió relacionar nuestro pasatiempo con la temática de la exposición y no es otro que el amigo Jesús, EA2AFB, que no solo tuvo esta gran idea, sino que durante muchos meses fue la conciencia (por decirlo de una forma fina y elegante) del CARE-2008.

La labor de todo el equipo humano de la AO2008EXPO llega a su fin. Como se ha comentado, en el momento que se envíen las QSL este grupo de trabajo que he tenido el privilegio de, por decirlo de alguna forma, de dirigir finalizará sus tareas. Queda trabajo por hacer, alguno muy importante, y se espera que se ponga la misma ilusión y empeño que se puso en todo lo relacionado con estación de radioaficionados de la Expo. Entre estas labores queda aprovechar y potenciar el espíritu que se creó, las ganas de trabajar en pro de la radioafición, volver a creer que, en materia de radioafición, hay mucho por hacer y saber que, si queremos, podemos.

Como comprenderéis, estimados amigos, no se puede plasmar en unas pocas líneas todos los sentimientos, sensaciones, alegrías y sinsabores (los cuales ya están casi olvidados) que se han producido en los últimos meses.

Como CARE-2008 tengo que decir que me siento muy orgulloso de todos aquellos que de cualquiera de las formas posibles han ayudado. Desde los que han aportado ideas, hasta los que ofrecieron sus equipos. Los que han estado con su dedicación y tiempo montando u operando y los que has mostrado su cara más amable animando vía radio, teléfono, correo electrónico o en persona.

Incluso de aquellos que pudiendo ayudar no lo hicieron por que en el fondo sé que fue porque las circunstancias personales de cada uno son las que marcan nuestras decisiones.

En materia de radioafición, Zaragoza ha estado en lo más alto y ahora nos queda lo difícil, pero visto lo visto se podrá conseguir, que es mantener el listón arriba, con un nivel elevado y hacer partícipes a todos los radioaficionados de cualquier actividad que, aunque no tenga la repercusión que tuvo la Expo de Zaragoza de 2008, si se realiza con cariño, podrá aportar grandes satisfacciones a todo los radioaficionados.

AO2008EXPO QRT
73 y DX
Julio J. Torres EA2AFF
CARE-2008

Publicaciones relacionadas

Utilizamos cookies propias y de terceros, analizando sus hábitos de navegación en nuestra página web, con la finalidad de garantizar la calidad, seguridad y mejora de los servicios ofrecidos a través de la misma.

CONFIGURACIONES DE PRIVACIDAD GUARDADAS!
Configuración de Cookies

Desde aquí podrás configurar las cookies propias y de terceros, y modificar parámetros que afectarán directamente a tu experiencia de navegación en esta web.

Estas cookies son importantes para darte acceso seguro a zonas con información personal o para reconocerte cuando inicias sesión. Activadas por defecto.


Estas cookies son necesarias para que la página web funcione, por lo que no se pueden desactivar. Por lo general, solo se configuran en respuesta a sus acciones realizadas al solicitar servicios, como establecer sus preferencias de privacidad, iniciar sesión o completar formularios, en ningún caso almacenan información de identificación personal. En caso de que configure su navegador para bloquear estas cookies, la página web no funcionaría correctamente.

  • wordpress_test_cookie
  • wordpress_logged_in_
  • wordpress_sec

Rechazar todos
Aceptar todos